Martes, marzo 2, 2021
Economía

Se establecen multas a las faltas graves según la nueva Ley de Seguridad Ciudadana.

El gobierno de España quiere regular las manifestaciones publicas y para esto entro en vigor La ley de Mordaza 

La norma, aprobada en diciembre pasado por el gobernante Partido Popular en solitario, endurece y regula las condiciones para manifestarse, estableciendo multas que varían desde los 100 a los 600.000 euros, dependiendo de la gravedad de las infracciones contempladas en la nueva ley de seguridad ciudadana.

Mientras que el gobierno la defendió como necesaria, la oposición y diversos grupos sociales, como Greenpeace o la organización No Somos Delito, la critican por considerla represiva.

Pero ni las movilizaciones en contra ni los recursos ante el Tribunal Constitucional lograron detenerla.

La nueva ley considera una falta grave el uso no autorizado de imágenes o datos personales de los miembros de las fuerzas de seguridad que puedan poner en peligro su seguridad personal o la de sus familias.

Los opositores de la ley defienden la documentación en imágenes del comportamiento de la policía durante las manifestaciones, algo que en el pasado ha permitido registrar casos de brutalidad policial y ayudar a su proceso legal.

Las faltas graves tienen sanciones de entre 601 y 30.000 Euros

Otra falta grave según la nueva ley de seguridad ciudadana es dificultar operaciones de desahucio concentrándose frente a las casas de los afectados, esta norma castiga que se le impida a cualquier autoridad el ejercicio legítimo de sus funciones en el cumplimiento de resoluciones administrativas o judiciales.

Impedir la ejecución de desahucios, una práctica que se volvió popular entre los activistas en España durante la crisis, también acarreará penas potenciales de entre 601 y 30.000 Euros.